¡Así no es el punto y coma, y punto..!

Úseme bien...

Úseme bien...

Uno de los signos de puntuación menos comprendidos es el punto y coma (;). Muchos maestros afirman que este signo es “un punto medio entre la coma y el punto”. He visto este razonamiento, incluso, en diccionarios y gramáticas. ¡Pero no es cierto! O sólo podría ser cierto en un sentido muy amplio y subjetivo. Sin embargo, las definiciones amplias y subjetivas no sirven para fines muy prácticos y concretos, como escribir bien.

¿Porqué no es el “;” un punto medio entre la coma y el punto? Para empezar, la coma sirve para muchos fines, pero nunca para separar oraciones gramaticalmente independientes, salvo cuando se trata de separar oraciones en serie: “Me levanto, me baño, desayuno, salgo a divertirme”. En segundo lugar, el punto siempre separa preposiciones (o enunciados) entre las cuales no existe ninguna relación gramatical, sea de coordinación o subordinación. Como por ejemplo, véase cualquier otro punto en ese u otro párrafo.

¿Para que sirve el punto y coma entonces? En términos gramaticales, es como el punto, no como la coma. Igual que el punto, separa oraciones gramaticalmente independientes. Pero señalamos una diferencia ideológica cuando usamos el punto y coma en lugar del punto simple. Le decimos al lector que las oraciones antes y después del punto y coma guardan una relación de sentido aún mayor que entre dos oraciones separadas por un punto. Después de la palabra “simple”, donde termina la proposición anterior, puse punto. Pero pude haber puesto punto y coma, y con él habría señalado una mayor estrechez de sentido ideológico entre aquella proposición y la que empieza con “Le decimos al lector…” Véase: “Pero señalamos una diferencia ideológica cuando usamos el punto y coma en lugar del punto simple; Le decimos al lector que las oraciones antes y después del punto y coma guardan una relación de sentido aún mayor que entre dos oraciones separadas por un punto”. ¿Ya te diste cuenta…? Al usar el punto y coma, ponemos al lector sobre aviso: la proposición que sigue está estrechamente ligada, por su sentido a la anterior.

Dos usos más, dos…

Sabemos que debemos usar la coma para separar oraciones seriadas, como en el segundo párrafo de esta columna. Pero si entre ellas metemos algún inciso, la coma original debe transformarse en punto y coma: “Me levanto, siempre temprano; con mucha hueva, me baño; desayuno, aunque no tenga hambre; salgo a divertirme, molestando a las niñas del parque”. También usamos el punto y coma para incluir información parentética, o adicional, aun cuando no se trate de oraciones gramaticalmente completas: “Asistirán a la junta Juanito, Delegado de Iztapalapa; López Obrador, presidente legítimo”. Ojo: Muchas veces puede usarse la secuencia de una coma “,” seguida de “y” ( , y ) en lugar de punto y coma “(…) Juanito, delegado de Iztapalapa y López Obrador, presidente legítimo. Así, sí, y es buen punto.

Mi maestro de lectura y redacción estaría orgulloso jajaja, en el próximo capítulo de mis inútiles publicaciones “inteligentes” aprenderemos porqué es una pendejada terminar las palabras con una “s” (dijistes, hicistes, leístes) o escribir “haber” para señalar que quieres “ver” algo (“a ver…”), cómo dejar de escribir todo con mayúsculas cuando no es necesario (cof, cof, Lalo, cof cof).

4 comentarios

  1. Mi reacción; no entendi ni madres;😄

    • jajaja.

  2. ¬¬……………..¬¬……………………¬¬……………………..
    NO………….MAMES…………………….CRISTIAN…………………….NETA ESTARIA ORGULLOSO TU MAESTRO.

    • Ven a lo que me refiero???

      ¬¬…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: